¿Porque Crear Plan de Respuesta a Incidentes?

Las empresas deberían tener medidas de protección para detectar y prevenir las amenazas de ciberseguridad en general. Sin embargo, en caso de que ocurra un incidente inesperado de seguridad informática, las empresas deben tener implementado una estrategia para afrontar estos casos y minimizar los daños, o bien recuperarse de ellos.

Para ello, es sumamente necesario tener un plan de respuesta que esté documentado y aprobado, contemplando todos los escenarios posibles.  Implantar un plan de respuesta a incidentes puede suponer un esfuerzo a corto plazo, pero crea impactos positivos y directos sobre los costes provocados por un incidente de ciberseguridad. Para generar un plan de respuesta a incidentes, se pueden aplicar una serie de políticas y planes de contingencia y continuidad que permitan realizar una gestión integral de los incidentes de seguridad.

¿En qué consiste el Plan de Respuesta a Incidentes?

La gestión de incidentes de seguridad es una tarea muy importante para poder minimizar el impacto de forma rápida ante cualquier amenaza que vulnere la seguridad de una empresa.

Un plan de respuesta a incidentes consiste en una serie de pasos para ofrecer una respuesta adecuada, buscando contener y minimizar los posibles efectos negativos en la organización, así como continuar con la operación de los servicios con normalidad. Cada plan de respuesta consta de los siguientes elementos:

  • Preparación: proceso de reunión de las herramientas necesarias para el tratamiento del incidente y análisis de los registros al momento del incidente.
  • Identificación del incidente: Determinación del alcance, responsables y actores relacionados, generando una solución eficiente.
  • Contención y Mitigación: Aplicación de métodos con el fin de que el incidente se extienda a otros recursos o aumente en volumen o gravedad. Con la mitigación se busca eliminar los elementos comprometidos (esto depende del tipo de incidente).
  • Recuperación: Intento de devolución del nivel de operación a su estado normal y que las áreas de negocio afectadas puedan retomar su actividad.
  • Recapitulación: Documentación de detalles del incidente para mejora de las vulnerabilidades y evitar que se vuelvan a ser explotadas.

Otra función importante consiste en la difusión, que incluye actividades para compartir información relacionada con incidentes de seguridad con la comunidad de seguridad informática para mitigar el impacto amenazas, vulnerabilidades o ataques futuros.

¿Por qué es necesaria su implementación?

Con el incremento del tipo y número de amenazas informáticas, es cuestión de tiempo para que una empresa sufra un ataque de ciberseguridad. Además, es necesario prevenir que eventos similares ocurran en el futuro de tal forma que puedan ser identificados y así mejorar las vulnerabilidades causantes del incidente con el objetivo de que no se repitan y que se pueda contar con soluciones posibles.

¿Cómo crear un Plan de Respuesta a Incidentes?

Para crear un plan de respuesta a incidentes que trabaje de manera eficiente, se debe considerar algunas características de la empresa:

  • La topología física y lógica de la red debe estar documentada completamente para que cualquier integrante del equipo con conocimientos técnicos sepa donde actuar.
  • Listado de información de contacto de proveedores de servicios de comunicaciones y equipos actualizada, detallando a quién se debe contactar en un evento específico.
  • Cadena de comunicación interna de la empresa, para manejar adecuadamente la información relevante de un incidente.
  • Estado de la infraestructura que permita identificar vulnerabilidades de la empresa.

Por otro lado, se debería tener cierto conocimiento sobre los diferentes tipos de incidentes de seguridad. Así, se podrá identificar el incidente y responder adecuadamente con cada elemento del plan.

En el plan se busca crear pasos de contingencia y continuidad considerando los elementos mencionados anteriormente. Este plan debe ser detallado para cada tipo de incidente previsto, y también con un plan de respuesta para ataques que no se puedan identificar o clasificar en categorías anteriores. Por la parte de continuidad, el plan debe contar con métodos para recuperar la operación normal de la empresa de manera rápida. Además, debe detallar el procedimiento de generación de reportes con los datos recolectados del incidente, y la socialización de estos para parchar las vulnerabilidades y dar a conocer el problema. Se debe considerar también en el plan los gastos necesarios para solucionar el incidente. Estos estarán en relación al impacto y la complejidad del mismo, y a la efectividad del plan de respuesta a implementarse. Entre estos gastos estarán los costos de recuperación de datos, costos por interrupciones y costos de parches de la vulnerabilidad detectada, entre otros.

 Una vez que se haya creado un plan de respuestas a incidentes, se puede seguir algunas recomendaciones para solidificar su implementación en la empresa:

  • Socializar la estrategia de cómo y cuándo se debe poner en marcha el Plan de Respuesta a Incidentes. El equipo involucrado debe entender el plan y como implementarlo.
  • Verificar que los planes funcionen correctamente a través de pruebas de estrés y la simulación de eventos, que requieran poner en marcha los planes de respuesta.
  • Auditar cambios en la configuración de la infraestructura, para garantizar que no introduzcan vulnerabilidades por posibles cambios

Para mayor información ingresar a la siguiente página referencia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.